Vincent tiene tan solo 22 años y se encuentra cursando 3° año de la carrera Ingeniería Civil Informática en la Universidad Andrés Bello, acá les contamos su testimonio de cómo fue tomar la decisión de estudiar esta carrera, qué ha sido lo más entretenido, entre otras experiencias que le ha tocado vivir desde que ingresó a la universidad.

“Puede que el proceso de elegir una carrera y universidad sea un poco confuso y aterrador, pero sean firmes en lo que quieren y busquen una institución donde cumplan sus demandas y expectativas, un lugar donde se sientan cómodos y felices, donde puedan lograr su futuro”

 ¿Por qué elegiste esa carrera?

Elegí Ingeniería Civil Informática porque siempre me ha gustado la tecnología, se me es fácil entenderla y manipularla.

También porque quería estudiar algo que ayudara a potenciarme y me diera herramientas para inventar y crear cosas.

¿Por qué elegiste estudiar esa carrera en la Unab?

 Principalmente por la cantidad de oportunidades que me brindaba la universidad, mirándolo de un modo objetivo, era el único lugar donde sabía que iba a tener todas las herramientas, tanto materiales como educativas para desarrollar mis proyectos e ideas.

Otro punto importante es la infraestructura, me llama la atención, me gusta cómo está diseñada, las comodidades que tiene, los espacios, los beneficios, es verdad, tal vez carezca de espacios verdes, pero eso no resta, comparado con todo lo que suma.

¿Cómo ha sido la experiencia?

Mi experiencia ha sido increíble, principalmente porque he podido desarrollar mis proyectos desde el primer año universitario, he conocido gente tan buena onda como empeñosos, he participado en actividades recreativas e intelectuales, asistido a charlas, los profesores son súper preocupados.

La verdad es que no puedo pedir más que eso, lo demás depende de las ganas le ponga yo a querer vivir la experiencia universitaria.

¿Qué es lo que más destacas?

Sobre todas las cosas, el apoyo e interés que tienen los profesores en sus alumnos, la relación profesor-alumno en las carreras de informática es muy cercana. Siempre que tengo dudas o necesito ayuda, voy a la facultad y si el profesor está, el entrega un poco de su tiempo para solucionar mis dudas. Los profesores también participan en eventos con nosotros, por ejemplo; los concursos de programación, las clases OCI y uno que otro proyecto.

¿Has vivido alguna experiencia internacional en la universidad?

No por el momento, pero es algo que me gustaría poder hacer y así aprovechar todos los convenios que tiene la universidad.

¿Qué es lo más entretenido de tu carrera?

Claramente la convivencia entre los alumnos. Y como lo nuestro es estar en el computador, no todo el tiempo son programas y problemas matemáticos, también tenemos competencias de programación, y una de las actividades que siempre esperamos es el tarreo. Nada mejor que estar con tus amigos en la sala de informática compitiendo en algún videojuego. A los que les gusta este tipo de actividades les aseguro 100% de diversión.

Otra actividad entretenida es la comunidad TIR, donde hacemos robótica, programamos, hacemos clases a colegios, desarrollamos proyectos, etc.

¿Qué le dirías al alumno de 4to medio que está indeciso?

Que busque qué es lo que le gusta hacer, qué lo mueve a estudiar, si no sabe, que se haga una imagen de el en 20 años ¿Dónde te ves en 20 años? Aclarando esa duda deberá identificar el modo para poder llegar a ese ideal. En mi caso, necesito y quiero aprender a manipular la tecnología, especialmente los computadores.

Otra gran incógnita a resolver es la universidad en que cual estudiar, lo digo porque a mí me paso. Yo tenía en la mira una universidad desde que estaba en 1° Medio, cuando egresé del colegio me di cuenta de que no era lo que esperaba, me decepcioné y confundí mucho, por lo que asistí a una de estas ferias donde las universidades presentan sus carreras. En una de esas, un chico de ingeniería en computación me explicó y dio toda la información sobre la carrera y la universidad, en ese momento había tomado mi decisión, iba a estudiar en la Universidad Andrés Bello. Hasta el día de hoy sigo satisfecho con mi decisión.

“No solo la universidad hace la carrera, también el estudiante”.